domingo, 3 de febrero de 2008

106. EVENTO ESPECIAL

Blackmore miraba la calle desde su ventana. El ruido proveniente de la Highlander le había despertado y ya no podría volver a dormir. Los jóvenes se mostraban felices, sin miedo a la vida, bebiendo, gritando, moviéndose; y, en cambio, él estaba protegido contra un enemigo invisible tras el cristal. Haría aproximadamente año y medio que no salía a la calle. Si bien su salud había decaído lo suficiente como para que moverse fuera un enorme esfuerzo, realmente lo utilizaba como excusa para no salir. Tenía miedo, pero desconocía a qué.

No había arrancado una sola hoja del calendario que se encontraba al lado de su ventana desde la muerte de su hija. Ni siquiera había permitido al delincuente de su nieto hacerlo. Para él todos los días eran la misma rutina, y eso le hacía sentirse cómodo y seguro.

Se oyó un ruido de llaves seguido de un portazo. Su nieto Rick había entrado en casa.

- Habrá venido borracho – pensó para sí mismo.

Nunca se había llevado bien con él, y su comportamiento había empeorado bastante en los últimos años. Sin embargo, era lo que le separaba de la soledad absoluta, y en cierto modo le recordaba a la excelente relación que tiempo atrás había compartido con su hija.

- He comprado comida – dijo Rick con voz apagada. – Ordénala como quieras, yo me voy con mis amigos.

Al menos había tenido el detalle de hacer la compra antes de meterse en problemas. John Blackmore le hizo un gesto con la cabeza en señal de que le había escuchado y volvió a observar por la ventana.

El joven dejó su chaqueta y su gorro encima de la mesa de la cocina y sacó una pizza precongelada de una de las bolsas que había traído. La dejó unos cinco minutos al microondas mientras hablaba por teléfono móvil con alguno de sus amigos.

A Blackmore le molestaba esa forma de hablar. Esa forma despreocupada y entusiasta de hablar. Se levantó de su mecedora y encendió la radio

<< Sin embargo, el director del departamento astronómico de ShinRa, Boris Oldfield, ha comunicado públicamente que es nula la probabilidad de que el meteorito choque contra la Tierra. Pudo explicarnos en una detallada entrevista que pasaría a unos 40.000 kilómetros de la Tierra y que posteriormente desviaría su órbita, "no chocará contra la Tierra", nos aseguró el experto. Pero sigamos con el debate… >>

¿Un meteorito? Sí, había oído algo al respecto hacía unas horas en la misma cadena, pero realmente no era algo que le preocupase. Para él era un problema lejano, mucho menos influyente que ese desconocido mundo exterior.

El microondas empezó a pitar. Su nieto sacó la humeante pizza del microondas y la dividió por la mitad. Siempre le dejaba una parte, pero a él no le gustaba la pizza, así que terminaba tirándola.

- Me voy – anunció Rick una vez hubo terminado su trozo, y miró cómo su abuelo se volvía a sentar en la mecedora junto a la ventana.

Le irritaba ese comportamiento, pero le habían educado para ser amable con él. Sin embargo no era más que otro mueble de la casa: no aportaba conversación, ni afecto, ni dinero. Por su culpa tenía que pasar la mayor parte del día fuera de casa, si quería escapar de aquella presencia triste y gris.

Bajó las escaleras de su bloque y se dirigió a un grupo de jóvenes reunidos en círculo en la acera opuesta, en frente del Highlander.

- ¡Hola, tío! – gritaron varios al verle.

Había unas dieciséis personas en aquel grupo, cada uno con uno o más vasos de litro en sus manos o apoyados en el suelo.

- ¡Por el meteorito! – brindaron con guasa otras personas más mayores a su lado.

- ¿Cómo pueden tomárselo a broma? – preguntó un joven del grupo de Rick.

- Toma, bebe – le interrumpió otro ofreciéndole violentamente su vaso. – Y cállate.

Esto era muy diferente al ambiente de su hogar, y eso era algo que agradecía. Entró al local a por una bebida junto con unas amigas y pudo notar el humo en los ojos, mientras sus oídos y corazón retumbaron al son de los altavoces. Se acercó a la barra y pidió un litro de cerveza. Apenas le quedaba dinero para el resto de mes, pero esa noche no importaba.

1 comentario:

Noiry dijo...

¿Está terminao 100%? Si es así solo puedo decir que se me hace demasiado cortito ·_·